VENGA TU REINO

Cuando los discípulos le pidieron al Señor Jesús que les enseñara a orar, entre algunas de las cosas, les enseñó que clamaran “VENGA TU REINO”.

Jesús sabía que el Reino de Dios era mucho más que la religiosidad que los fariseos practicaban o las expectativas políticas que tenían los saduceos. El interés de Jesús era que cada hombre se confrontara con El Nuevo Orden del Reino de Dios”.

El Reino de Dios es una Autoridad distinta a la que gobierna este mundo, el Reino de Dios es un Poder distinto a los poderes que operan en este mundo.   Es por esa razón que le enseñaba a que oraran clamando que El Reino de Dios venga.   Era algo nuevo, algo nunca visto en la vida de los hombres.

Dios quiere confrontarte con Su Reino, Dios quiere que sepas que hay un Poder y una Autoridad distinta a la que jamás has conocido.

El centro de la enseñanza de Jesús y de su ministerio es el advenimiento del Reino de los Cielos a la tierra.

1.1.- Fue anunciado por Juan el Bautista. San Mateo 3:2

1.2.- Jesús comienza su ministerio anunciándolo San Mateo 4:17

1.3.- Jesús encarga predicar sobre El Reino de Dios a sus discípulos  San Mateo 10:7

1.4.- Ocupa un lugar destacado en sus enseñanzas.

1.5.- Nos enseña que le pidamos en oración al Padre para que se realice en la tierra:

“Venga tu Reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra”

EL REINO DE DIOS es un nuevo orden, nuevas leyes de vida, una nueva moral, nuevas prioridades para vivir, nuevos valores para sustentar. Ese Nuevo Orden irrumpe en la existencia humana para liberarla del viejo orden, el orden del pecado que esclaviza y deteriora la vida esclavizándola y rompe las relaciones humanas con enemistad, celos, contiendas, pleitos, guerras.

Pero el Reino de Dios no es una mera opción más, es una necesidad imperiosa, hay cierta urgencia en cambiar los paradigmas de la vida y Jesús lo dice:

(*) Buscad primeramente el reino de Dios y su justicia…Mateo 6:33

(*) Lo enseña en la parábola del joven rico San Lucas 18:18

(*) En la parábola del comerciante   San Lucas 12:16

Fundamentalmente el Reino de Dios es una Nueva Autoridad.

El centro de toda enseñanza de Jesús acerca del Reino es la inmediata aceptación de Dios como Rey, como soberano en nuestra propia existencia.   La nueva alternativa que propone no es poner a Dios a nuestro antojo o capricho, sino que el hombre es quien debe someterse a El como Suprema Autoridad.

Desde entonces comenzó Jesús a predicar y a decir: arrepentíos porque el Reino de los Cielos se ha acercado. San Marcos  4:17.

Esa autoridad Jesús la mostró al calmar la tormenta, al sanar a los enfermos, al multiplicar los panes y los peces, al resucitar muertos, al convertir el agua en vino. Todo eso no era otra cosa que mostrar que Su Autoridad no tenía límite y todas las cosas están debajo de Él, por eso El es El Señor.

Orar pidiendo, Venga Tu Reino es estar dispuestos a ponernos debajo de Su autoridad, aceptar Su Palabra, sus mandatos y enseñanzas, sujetar toda nuestra vida bajo el Señor de todas las cosas: JESUCRISTO.

Dios te bendiga

Hugo Márquez

Pastor

 

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!

Dejar un Comentario