CAMPAÑA 40 DÍAS – DÍA 12

Protejamos la cosecha que viene

Y es que después de que los israelitas habían sembrado, venían los madianitas y los amalecitas, y los que habitaban al oriente, y los atacaban. Acampaban cerca de ellos, y destruían hasta Gaza los frutos de la tierra, y no les dejaban a los israelitas  nada para comer, ni ovejas, ni bueyes ni asnos. Venían en grandes multitudes, como si fueran una plaga de langostas, y acampaban con sus ganados y camellos, y devastaban la tierra. Por culpa de los madianitas, los israelitas se habían empobrecido demasiado, así que clamaron al Señor” Jueces 3: 3-6 (RVC)

Estamos orando en esta campaña por un gran avivamiento en nuestra nación. Todo avivamiento conlleva un gran crecimiento y progreso de la Iglesia y una gran cosecha de almas. Como lo hizo Israel, la Iglesia también lo hace: trabajar duro y fuerte. Todos con un solo propósito, que mucha gente conozca de Jesucristo. Invertimos mucho para llegar a los que no conocen de Jesús. Por tal motivo, es necesario cuidar la cosecha que se avecina. Tal como los pueblos que atacaban al pueblo de Dios, el enemigo se levanta con el propósito de arruinar la cosecha.  Ataca a los bebes espirituales, a los recién nacidos en Cristo,  tal como lo hiciera Faraón en Egipto en tiempos de Moisés. Dios levantará hombres y mujeres con un corazón lleno de amor, como en el relato de Éxodo 1:15-22, donde aquellas parteras salvaron a cientos de bebes.

  • Oremos para que todos nosotros estemos preparados para recibir a los que vengan buscando al Padre, los que regresan de nuevo a casa, como lo hiciera el hijo pródigo. Pidamos ayuda al Espíritu Santo para la gran cosecha que se viene.
  • Oremos por cada obra evangelística que se lleva a cabo en el país.
  • Oremos por revelación de parte Dios, de toda estrategia del enemigo que busca afectar y destruir la cosecha.
  • Declaremos en fe la gran cosecha que Dios levanta en este tiempo en nuestro país.

Dios te bendiga en este día

Manolo Jurczuk

Pastor

 

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!

Dejar un Comentario